Menú Cerrar

Ser vegano no es sinónimo de estar a “dieta”

Los veganos, desayunan, comen, cenan y hasta postres comen

Por Diana Popoca

Acapulco, Gro; 26 de julio de 2019.-Cualquiera diría que es difícil y hasta imposible dejar de comer carne, tomar refrescos, consumir cosas dulces e incluso dejar de lado los panes y las tortillas, por que toda la vida nos han enseñado a comer así.

Sin embargo, el señor René Raúl Romero Sandoval, es el claro ejemplo de que el veganismo no solo es cuestión de hábitos, si no que también ayuda a tener una mejor salud. En entrevista, nos explica cómo es que ha cambiado su salud y su cuerpo a un año y medio de haber adquirido este régimen alimenticio y señaló que no es una dieta como muchos piensan, simplemente es comer sano.

«El veganismo no lleva a comer sano, si comemos sano, nuestro cuerpo sana, está uno nutrido, contento y delgado,la idea es cambiar nuestros hábitos alimenticios, no es hacer dietas, desayunamos, comemos y cenamos es más hasta postres comemos pero todo es hecho con frutos, verduras y leguminosas, lo que hace que comamos sano y nuestra vida es plena«.

Lamentó que actualmente muchas personas crean los tabú que existen al respecto del veganismo, pero si aclaro que es un sistema de mucha fuerza de voluntad pero quien realmente quiere cambiar no se le dificulta, por que no se “privan” de ningún alimento.

«Hay muchos tabú, pero sí hay muchos no y muchos si, por cada no hay un si, nosotros no comemos carnes por que los animales están alimentados con hormonas y alimentos procesados, que no mueren al morir el animal, no comemos derivados de animales, hay pozole y no engorda, todo es natural no lleva grasa no lleva nada… no me privo de nada… si le gustan los tacos al pastor los va a comer.. de soya flor de jamaica, albóndiga, pero no le va a enfermar«.

El conoció la disciplina vegana hace año y medio en el festival del bienestar que se realizará el próximo primero de diciembre en su tercera edición, y fue ahí donde aprendió a preparar recetas de cocina, así como a explicar las ventajas de lo que aporta cada fruta, verdura o leguminosas, actualmente el ahora comparte sus conocimientos con acapulqueños que quieren aprender a cocinar sano.

«El veganismo es caro si van a andar en el restaurante pero si lo hacen en su casa no, nosotros damos clases a cinco personas, ellas cocinan y salen emocionadas, ya hay dos restaurantes veganos, creciendo, los invito a ser sanos cambiar y ayudar al planeta».

El cambio en su salud, recordó fue brutal, ya que de forma inmediata desapareció la colitis y la gastritis que dijo no son enfermedades si no un “grito desesperado” del cuerpo para decir que algo anda mal.

«Yo pesaba ciento veinte kilos, tenía todas las enfermedades que usted quisiera tenía hipertensión me tomaba una pastilla en la mañana y otra en la noche, no se trata de cambiar de golpe, no es necesario, que no coma carne, hay que dejar los refrescos, son brutalmente malos».

Recalcó que los veganos, no cuentan calorías, a parte esta forma de vida se ha vuelto una tendencia a nivel mundial, pidió a la población informarse más de este tema, probar la gastronomía sana y adquirir un hábito de vida sumamente nutritivo, además de que no solo ayudas a tu cuerpo si no que le das un respiro al planeta. Romero Sandoval, vende comida vegana a domicilio en la parte tradicional del puerto, además da talleres de cocina vegana, para más información y conocer a detalle lo que realiza puede comunicarse al 74 41 64 72 91.

Comparte en

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *